Cómo proteger los cultivos del huerto de las heladas

La llegada del otoño y del invierno o, en otras palabras, del frío y las heladas, supone una potencial amenaza para los cultivos del huerto. Estos deben afrontar bajas temperaturas y, si no se los protege, pueden verse muy perjudicados e incluso podrían llegar a morir. En este artículo te contamos cómo proteger los cultivos del huerto de las heladas.

como proteger los cultivos del huerto de las heladas

Todo aquél que tenga un huerto sabe que las temperaturas extremas pueden causar en estos daños irreparables. Es por eso que es de suma importancia saber cómo proteger los cultivos del huerto del calor, y también del frío y las heladas. El frío puede afectar muy negativamente a los cultivos, ralentizando su ritmo de crecimiento, congelándolos o incluso matándolos, en los casos más extremos. Es por eso que es de suma importancia saber cómo se pueden proteger los cultivos del huerto del frío y de las heladas.

Cómo proteger los cultivos del huerto de las heladas y el frío

Existen muchos métodos para proteger los cultivos de las heladas y el frío. Algunos requieren de cierta inversión, pero hay otros que se pueden llevar a cabo sin invertir un solo céntimo y que son igualmente eficaces. En función de cómo sean tus cultivos, será más indicado utilizar unos métodos u otros.

Utiliza el riego por aspersión

Este método es algo complejo, pero resulta muy efectivo a la hora de proteger los cultivos de las heladas. Consiste en aprovechar el calor que se desprende cuando se forma hielo para proteger los cultivos del frío, regando estos últimos mediante aspersores cuando la temperatura del aire es de 0ºC, con tal de crear sobre ellos una capa de hielo que los proteja de las bajas temperaturas. La idea es mantener las plantas a una temperatura de 0ºC y, que la temperatura ambiente, menor de 0ºC, no la reduzca todavía más.

Te podría interesar:  Cómo podar una parra o vid: guía paso a paso

Lo ideal es que el hielo que recubre los cultivos sea claro o que sea una mezcla de líquido y hielo que gotea. Si el hielo es totalmente blanco, significa que hay que aplicar más riego por aspersión.

Haz uso de productos protectores

Existen muchos productos cuya función es proteger los cultivos de las heladas. Dependiendo del tipo de cultivo, será más conveniente utilizar uno u otro. Algunos de estos productos son los siguientes:

  • Plásticos de invernadero. Los plásticos para invernaderos son bastante útiles para proteger los cultivos de las heladas. Son resistentes y crean un ambiente más cálido que el exterior que protege las plantas del frío.
  • Mantas anti heladas. Las mantas anti heladas son cubiertas protectoras individuales para las plantas. Tan solo deben cubrirse los cultivos con ellas, y ya estarán protegidos de las bajas temperaturas.
  • Mantas térmicas. Las mantas térmicas son muy similares a las mantas anti heladas, e igual de eficaces. Su función es la misma y se utilizan de igual manera.
  • Film agrícola negro. El film agrícola negro atrae los rayos del sol y aumenta la temperatura de la tierra, protegiendo así los cultivos del frío. Coloca este film sobre el suelo de tus cultivos para mantenerlo a una temperatura adecuada e impedir que las plantas se congelen.
  • Campanas de plástico. Las campanas de plástico son otra forma de cubrir los cultivos para protegerlos del frío. También son eficaces pero, si la temperatura es demasiado baja, podrían no ser suficiente para proteger las plantas del frío.

Pausa la poda

Realizar tareas de poda en los meses más fríos del año puede perjudicar mucho los cultivos. Evita podar hasta que haya pasado el inverno para evitar que los nuevos brotes que se generan al realizar esta tarea, todavía débiles y vulnerables, se congelen y mueran.

Te podría interesar:  Cuidados de la orquídea: todo lo que debes saber

Cambia la ubicación de las macetas

Si tienes plantas en macetas, colócalas en un lugar de tu hogar que no se vea afectado por las inclemencias del tiempo y las bajas temperaturas cuando estas lleguen. Puedes tener tus macetas en zonas exteriores cuando la temperatura no sea demasiado baja, pero es muy importante colocarlas en zonas cubiertas cuando esta disminuya.

Deja un comentario