Fusariosis: qué es, síntomas y cómo combatirla

La fusariosis, conocida popularmente como podredumbre de las raíces, es una enfermedad causada por un hongo que afecta a muchos tipos de planta. No obstante, las tomateras y otras plantas su misma familia son las que suele sufrir más la fusariosis. Se trata de una enfermedad que puede resultar mortal, si no se controla de forma adecuada. En este artículo te contamos qué es la fusariosis, cuáles son sus síntomas y cómo puedes combatirla con medidas de prevención y de tratamiento.

fusariosis

¿Qué es la fusariosis?

La fusariosis o podredumbre de las raíces es una enfermedad que causan los hongos del género fusarium. Afecta a muchos tipos de cultivo, pero es notablemente más común en los de tomates y otros miembros de su familia, como los pimientos y las berenjenas. Penetra en las plantas a través de sus raíces, obstruye los conductos y dificulta enormemente la circulación de los elementos que el cultivo necesita para desarrollarse correctamente, como el agua y los nutrientes. Esto provoca que la planta se marchite y, si no se trata puede llegar a causarle la muerte.

La fusariosis, al tratarse de una enfermedad causada por hongos, es más propensa a aparecer en épocas de lluvia, cuando las esporas proliferan con muchas más facilidad y rapidez.

Síntomas de la fusariosis

La fusariosis presenta como principal síntoma el marchitamiento de la planta, que posteriormente puede desembocar en la muerte de esta. Pero, este no es el único síntoma de esta enfermedad. Los síntomas de la fusariosis son los siguientes:

  • Marchitamiento de la planta.
  • Tallos de color rojizo.
  • Pudrición de las raíces.
fusariosis

Cómo combatir la fusariosis

La fusariosis es una enfermedad que se puede combatir, pero una vez ha infectado una planta, no se puede hacer demasiado para salvarla. A continuación te contamos los métodos que existen para prevenir y tratar esta enfermedad.

Te podría interesar:  Negrilla: qué es y cómo combatirla

Cómo prevenir esta enfermedad

Para combatir la fusariosis, lo ideal es tomar medidas preventivas que eviten su aparición, pues tratarla puede resultar bastante complicado. Estos son algunos de los métodos que se pueden utilizar para prevenir la fusariosis:

  • Cultiva plantas resistentes a esta enfermedad. Hay muchos cultivos que cuentan con variedades resistentes a la fusariosis. Antes de sembrar, infórmate acerca de las variedades que existen del cultivo a plantar y, si existe una resistente a esta enfermedad, opta por ella.
  • Elimina toda la maleza. Las malas hierbas crean un entorno muy favorable para los hongos, que favorece su aparición y proliferación. Deshazte de toda la maleza para evitar la aparición y proliferación de hongos que podrían provocar esta enfermedad en las plantas y los cultivos.
  • Poda regularmente. La mala aireación, al igual que la maleza, genera un entorno favorable para los hongos. Por eso, conviene podar los cultivos siempre que sea necesario e incluso cuando no lo sea, pero la frondosidad suponga un riesgo por el entorno que genera.
  • Utiliza una cantidad de abono adecuada. Utilizar demasiado abono puede resultar perjudicial para las plantas y los cultivos, al incrementar las posibilidades de que aparezcan y proliferen los hongos. Procura no aplicar demasiado abono a la tierra para evitar que las plantas y cultivos sufran fusariosis.
  • Asegura un buen drenaje del suelo. Un buen drenaje del suelo garantiza que no se produzcan encharcamientos, los cuales crean un entorno húmedo perfecto para los hongos, los que producen fusariosis incluidos. Asegúrate de que el suelo de tus cultivos drena adecuadamente para evitar que se encharque y que esta enfermedad infecte las plantas.
  • Desinfecta siempre tus herramientas. Un medio a través del cual los hongos se expanden y llegan a los cultivos son las herramientas de jardinería. Tras su uso, pueden quedar en ellas esporas que, posteriormente, podrían llegar a las plantas. Por esa razón, es muy recomendable desinfectar siempre las herramientas antes y después de utilizarlas.
Te podría interesar:  Roya: qué es, síntomas y cómo combatirla

Cómo tratar esta enfermedad

La fusariosis es una enfermedad que se puede tratar, pero como pasa con la mayoría de enfermedades causadas por hongos, esta tarea puede resultar bastante complicada. Es por eso que lo ideal es tomar preventivas. Las medidas que se pueden tomar para tratar la fusariosis son las siguientes:

  • Deshazte de todos los cultivos afectados. Deshazte de todas las plantas que estén sufriendo fusariosis, con tal de eliminar esta enfermedad de la zona y prevenir que llegue a otros cultivos.
  • Utiliza oxicloruro de cobre. El oxicloruro de cobre es un producto eficaz capaz de eliminar los hongos en plantas. Aplica este producto, disuelto en agua a una proporción de 3g/L de agua a los cultivos afectados para tratar esta enfermedad.
  • Aplica un fungicida. Los fungicidas tienen la función de eliminar los hongos en las plantas. Utiliza un fungicida en todos los cultivos que sufran fusariosis para eliminarla.

Si vas a utilizar un producto fitosanitario para combatir una plaga o enfermedad, consulta nuestras calculadoras de dosis de fitosanitarios para usar la dosificación correcta y aplicar este producto de forma adecuada.

Si quieres aprender más acerca de la horticultura doméstica y empezar tu propio huerto en casa, compra el curso de huertos orgánicos y empieza ya a cultivar tus propios productos.

Deja un comentario