Fibra de coco para plantas: qué es y ventajas

La fibra de coco es un medio de cultivo hidropónico cada vez más popular, y con razón. El cultivo con fibra de coco tiene una serie de ventajas que puedes y debes aprovechar. En este artículo te contamos qué es la fibra de coco para plantas, así como cuáles son sus ventajas y desventajas.

fibra de coco para plantas

¿Qué es el coco?

En primer lugar, tenemos que entender lo que es realmente el coco.

En el pasado, cuando los cocos se cosechaban por su carne y su jugo, la cáscara de coco se desechaba, hasta que la gente se dio cuenta de que tenía muchas aplicaciones en jardinería y en productos para el hogar.

Todo lo que hay entre la cáscara y la capa exterior de la semilla de coco se considera coco. Hay dos tipos de fibras que componen el coco: la marrón y la blanca. La fibra marrón procede de cocos maduros y es mucho más resistente, pero menos flexible. Las fibras blancas proceden de cocos pre-maduros y son mucho más flexibles, pero mucho menos resistentes.

Casi toda la fibra de coco que se utiliza en hidroponía es marrón, ya que se procesa aún más después de la cosecha inicial.

¿Cómo se obtiene la fibra de coco?

Para que el coco esté listo para los usos hidropónicos y de jardinería, tiene que pasar por un extenso proceso.

En primer lugar, hay que extraer el coco de la fruta. Esto se hace sumergiendo las cáscaras en agua para aflojarlas y ablandarlas, en agua salada o en agua dulce. Si se hace en agua salada, el coco absorberá una gran cantidad de sal, que el fabricante deberá eliminar posteriormente.

Te podría interesar:  Cultivo de algas: cómo hacerlo en casa

Luego, se sacan del baño de agua y se secan durante más de un año. Tras el proceso de secado el coco se organiza en balas. Estos fardos se trocean y se transforman en diversos formatos, desde virutas, pasando por «picatostes», hasta el clásico coco molido.

Ventajas y desventajas de este producto

Utilizar fibra de coco en tu jardín o huerto tiene muchas ventajas. Pero al igual que cualquier otro tipo de medio de cultivo, también hay algunos inconvenientes a tener en cuenta antes de decidirse a utilizarlo.

Ventajas de la fibra de coco

  • Cultivar con fibra de coco se asemeja mucho a hacerlo con tierra. Cultivar con fibra de coco se asemeja a cultivar en tierra, ya que los dos medios son muy similares. Puedes tener un jardín completamente hidropónico que tiene casi el mismo aspecto que un jardín de tierra. La única diferencia es que en lugar de regar sólo con agua, regarías tu fibra de coco con agua enriquecida con nutrientes.
  • Retiene la humedad y proporciona un buen entorno a las plantas. La fibra de coco es uno de los medios de cultivo más eficaces para retener el agua, y, por lo tanto, la humedad. Puede absorber hasta 10 veces su peso en agua, lo que significa que las raíces de tus plantas nunca se deshidratarán.
  • Es seguro para el medio ambiente. Puede utilizarse más de una vez, y es un producto de desecho reutilizado de un recurso renovable.
  • Es neutral para los insectos. La mayoría de las plagas no disfrutan instalándose en la fibra de coco, lo que la convierte en otra línea de defensa contra plagas en tu huerto o jardín.
Te podría interesar:  Dónde comprar tierra para huerto

Desventajas de la fibra de coco

  • Es inerte. La fibra de coco es inerte, lo que significa que no contiene nutrientes. Puede parecer tierra, pero no lo es. Esto significa que tendrás que añadir nutrientes hidropónicos y controlar el pH cuando uses fibra de coco. Sin embargo, cultivar en tierra no es muy diferente, ya que muchos jardineros modifican su suelo constantemente durante la temporada de cultivo.
  • Puede necesitar suplementos adicionales. Es posible que tus plantas carezcan de calcio y magnesio al utilizar fibra de coco, por lo que puede ser necesario complementar el uso de este producto con el de otros.
  • Necesita rehidratación. La mayoría de los productos de coco se envían en ladrillos secos y comprimidos. Aunque esto ahorra costes de envío, añade trabajo a tu proceso de cultivo, ya que tendrás que rehidratarlo antes de poder utilizarlo en el jardín.
  • Las mezclas pueden ser caras. Los proveedores de jardinería saben que a veces resulta molesto trabajar con fibra de coco, por lo que han empezado a ofrecer mezclas de fibra de coco que contienen, además de esta, otros componentes que las plantas necesitan. Esto ahorra mucho tiempo ya que no tendrás que preocuparte por buscar y utilizar los productos con los que debes complementar el uso de fibra de coco, pero es bastante caro.

Deja un comentario